A Simple kind of man

Un escritor, dicen, debería estar cada minuto del día contando una historia o entreteniendo a sus lectores con algo novedoso —o peor aún, estar obligado a inspirar a otros, porque sí —. Una estupidez por donde se le vea.

Every Picture Tells a Story

Creo que a veces me pongo muy exigente cuando pienso que, o dedicas un pensamiento propio —acompañado de alguna melodía, para que amarre—, o de plano evitas hacer el ridículo tratando de entonar una canción que desde hace 50 años le dice al mundo que no vales un centavo si esa mujer, ese día en particular, no te devuelve el saludo.

No hay futuro

Los Sex Pistols cantaban “No future” y puede que tuvieran razón, aunque el día de hoy se revela una verdad…

Esta no es una salida

— Bien, aunque sé que debería haberlo hecho en lugar de no hacerlo, tengo CUARENTA años, por el amor de…

El falso terror de la “ley antidoblaje”

El sentido común y la ley nos dice que una película extranjera se debería exhibir en idioma original con subtítulos en español, y que el doblaje le corresponde a los documentales educativos o películas dirigidas al público infantil (no dejemos de lado que el doblaje también es para personas con dificultades visuales o de lectura en cualquier contenido: eso es inclusión); sin embargo, tanto distribuidoras como exhibidoras ponen sus propias reglas y deciden doblar al español según criterios de mercado que suelen responder a frases del tipo “pues así lo pide la gente” y listo. ¿Cuál gente, dónde, qué tanto piden? Quién sabe.

Nostalgia, Inc.

Si no queremos permitir —o nos encanta decir en todas partes lo mucho que odiamos a las corporaciones o el gobierno— que gigantes como Disney nos saquen dinero a costa de nuestra nostalgia, asegurémonos de no ser nosotros mismos los que nos plantamos en los mundos ideales de nuestra juventud: libreros llenos de DVDs y blu rays, discos nuevos cada quincena o sentarse a escuchar la FM nacional un viernes a las 8 pm con un café y un cigarro. Entendamos que todos esos mundos son solamente eso, productos y costumbres que, o se acaban gradualmente, o terminan convirtiéndose en algo diferente.

GAME OF THRONES explotó los temores a la revolución y a las mujeres en la política — y no nos dejó mejor que antes, por Slavoj Žižek

Entonces la justicia prevaleció, pero ¿qué tipo de justicia? El nuevo rey es Bran: lisiado, omnisciente, que no quiere nada, con la evocación de la insípida sabiduría de que los mejores gobernantes son aquellos que no quieren el poder. Una risa desdeñosa que se produce cuando una de las nuevas élites propone una selección más democrática del rey lo dice todo.